Plastico

Publicado en Consejos

¿Sabías que en España usamos cada bolsa de plástico una media de 12 minutos y pueden tardar hasta 500 años en degradarse?

A partir de 2021, en España y en toda Europa, estarán prohibidos los cubiertos, platos, vasos, pajitas y bastoncillos de plástico, así como los envases de poliestireno para alimentos. 

La guerra contra el plástico ha comenzado y vamos a darte las claves para que aprendas a reducir el uso de plástico en tu cocina.

1. Botellas reutilizables

El cristal es un material idóneo, ya que no reacciona al contacto con los alimentos, es reciclable, transparente y muy cómodo de lavar. Sin embargo, su peso y fragilidad pueden ser un impedimento si nuestra idea es llevarla en el bolso o transportarla con cierta asiduidad.

Si necesitas una botella a prueba de golpes, puede probar aquellas que son de plástico pero carecen del compuesto químico BPA, las de acero inoxidable, que además mantienen la temperatura durante más tiempo o las de silicona, habitualmente utilizadas por deportistas.

2. Comprar a granel

Parecía que los establecimientos de compra a granel estaban a punto de extinguirse, pero las ventajas que nos ofrecen frente a la compra en los supermercados y su contribución a la reducción del plástico nos hace augurarles un resurgimiento. Podrás adquirir justo la cantidad que necesitas y la calidad siempre será mayor.

3. Bolsas de tela

A pesar de que las bolsas de plástico tardan 400 años en degradarse, en España se usan todavía 180 de ellas por habitante cada año. Las bolsas reutilizbales y las de tela son cómodas de llevar y casi no ocupan espacio. ¡Son una excelente opción!

Envoltorios reutilizables

Afortunadamente en el mercado existen envoltorios para tus alimentos hechos a base de cera de abeja. Solo con el calor de nuestras manos podemos moldearlos y ajustarlos a cualquier tamaño y forma. Además, son una alternativa natural al papel de aluminio y al film.

Pajitas sostenibles

España tiene el triste récord de ser el país europeo que más pajitas usa por habitante y año. Estos pequeños objetos cotidianos son un ‘killer ambiental’ muy peligroso, especialmente para la vida marina. Muchas cadenas de comida ya han dejado de usarlas. ¡Te recomendamos usar las de acero inoxidable, bambú o cristal!

Esperamos que pongáis en prácticas estos sencillos consejos, si tenéis alguna duda o sugerencia, no dudéis en dejárnosla en los comentarios.